Octubre Noir

.

Qué alguien me explique por qué, en los siete años de La Vuelta al Mundo, yo nunca había puesto el reto de fotografiar el color negro. Black is my happy color. Al menos en mi guardarropa. En el mural de la comunidad tenemos un monstruo que se come las fotos que no van de acuerdo a la pauta y ha estado comiendo unas quince fotos al día. AL DIA. Parece que la idea de tener el color negro predominante y protagonista fue confusa para mucha gente. Pero aún así, wow! hay fotos que me encantan. Gracias! Fotografiar el color negro no es fácil ni creativa ni técnicamente, así que me ha hecho feliz ver tanta participación y fotos tan geniales. Ya tenemos un nuevo tema fotográfico para noviembre, pero primero les cuento acerca de …
.

Mi muy patético Halloween
Antes hacía fiestas de disfraces para mis hijas y decoraba mi casa, especialmente mis ventanas. Ahora no. Nada. Nothing. Y no es porque mis hijas hayan crecido. Ellas siguen celebrando Halloween porque en Canadá se disfraza hasta el gato sin importar la edad. Van a clase disfrazadas, tienen fiestas en el college, en la universidad y en casa de los amigos. Pero toda esa actividad tiene lugar en el corazón de la ciudad, donde viven todos los estudiantes. Nosotros estamos en un tranquilo suburbio a 25 minutos de autopista, muy lejos para que esos muchachos vengan a una fiesta aquí. Y mi calle es la más aburrida del mundo. Tiene solo 8 casas, un pequeño parque y cero niños. Como nadie decora, pues nadie viene a pedir trick-or-treat. Todos los años nos pasa esto: no compramos caramelos porque sabemos que ningún niño va a tocar la puerta. Pero al anochecer nos entra  pánico de que suene el timbre y no tengamos dulces. Procedemos entonces a poner toda la casa oscura y escondernos a ver televisión en el rincón menos visible desde la calle y así pasamos la noche, atrincherados en un hueco. Este año nos escondimos con Valeria porque tiene una lesión en la rodilla y está de reposo. Compramos cupcakes de Halloween, chocolates, galletas y otras chucherías y vimos The Shining muertos de miedo. Quien se disfrazó fue Marianne. Lo único comprado es el esqueleto ($3 en el supermercado) y estaba lleno de caramelitos. El vestido es de la hermana. Sólo tengo una foto mal hecha de noche con el teléfono en la cocina de Marianne (tour del apartamento coming soon).


.
Así fue vestida a una casa embrujada que hicieron en la universidad tomando todo un edificio para eso. Yo también quiero divertirme. Necesito un plan. Por ahora, se me acabó el otoño. Después de una tormenta del domingo, ya no quedan hojas en los árboles. Ha comenzado oficialmente el mes más feo del año. Noviembre es solo un estorbo entre Halloween y Navidad. De hecho, acabo de comprar una cantidad absurda de bolas para el árbol y cuando digo absurda significa de manicomio. Esas compras ridículas me dan una dosis de ánimo para digerir noviembre.

.
 Adiós octubre querido. Qué lindo eres.
.
.

Nuevo juego fotográfico de noviembre: repeticiones. Visita nuestro foro para ver ejemplos.
Para ir al foro y a la comunidad haz click aq.
Para saber de qué se trata y animarte a participar haz click aq.
La etiqueta permanente para La Vuelta al Mundo en Instagram es #juegolvm

Thanksgiving y un poquito de otoño

En Venezuela mi mes favorito total y absoluto era diciembre. Los diciembres caraqueños solían ser tan increíbles que no me gustaba viajar a ninguna parte para no perdérmelos. Desde que vivo en Canadá octubre pasó al primer lugar del ranking de mi corazón. Una de las razones por las que amo tanto octubre es Thanksgiving.
.
Thanksgiving 2015 (3)
.
.
Este año tenía la idea de decorar mi cena de Thanksgiving de color coral, pero no encontré las flores que estaba buscando y en cambio me topé con estas maravillas y listo. Thanksgiving amarillo. Por cierto, amigos de Montreal, las flores que venden en Costco son espectaculares y cuestan menos de la mitad que en todas partes. Desde que lo sé, mi vida es un jardín de rosas.
.
.
Thanksgiving 2015 (6).
.
Valeria dibujó un ciervito y lo usó para tallar un sello que después utilizó para imprimir tarjetas para los puestos con los nombres de nuestros amigos. El color de la tinta se llama Antique Pewter y es un gris cálido lindo. Valeria y yo aprendimos a tallar sellos con la fabulous Geninne Zlatkis. Tenía esas servilletas desde hace meses y me había olvidado. Son demasiado pequeñas para una cena, pero son tan lindas que qué importa.  Las manzanas fueron una decisión de último minuto cuando no encontré calabazas blancas en el mercado de granjeros. Normalmente planifico mis mesas con anticipación (porque me gusta), pero esta vez no sé qué me pasó. Estaba como en otro planeta. En las fotos no habíamos puesto todavía las briseras con las velas, las pusimos después, había velas, lo prometo, believe me.

.
Thanksgiving 2015
Thanksgiving 2015 (4)

.
Veo las fotos ahora y me doy cuenta de que no parece una mesa de Thanksgiving sino una boda. Es en parte por toooodas esas sillas blancas. Venticinco. Eso unido a la falta de cortinas que tiene a mi mamá desesperada hace que todo se vea muy … (insertar la palabra, porque no se me ocurre). La cosa es que no tengo las menores ganas de poner cortinas por los momentos.  Lo que si haré será decorar el próximo Thanksgiving menos nupcial. Tengo los amigos más agradecidos y amables del mundo y si pongo decoración de boda o platos de cartón y mantel de plástico ellos me dicen que les gusta y hacen que lo pasemos genial, por su personalidad maravillosa y por las exquisiteces que traen para cenar, porque todos cocinamos.
.
.
Thanksgiving 2015 (7).
.
Esa es nuestra mesa de postres. Y esa es nuestra princesa Mia, mi postre favorito. En la foto está besando a Vanessa, su mamá, porque Mia reparte besos divinos sin hacerse de rogar. No como yo, que a su edad prefería que me pincharan los ojos con un tenedor antes de ir besando adultos en una fiesta. Además comernos a la princesa, comimos pies de calabaza, de manzana, de frutas del bosque, cheesecake de calabaza con nueces pacanas, crumble de manzana vegano y sin gluten, canelés de Bordeaux, pasteles de nata y doce de feijao portugueses, bombones de chocolate, ensalada de frutas, helado y crema batida (nata montada). Todo eso nos cupo después de cenar pavo relleno, salsa de arándanos, ensalada con granada y almendras, espinacas a la crema, pastel de maíz y sweet potato con sirope de maple. Qué les puedo decir, fue el acabóse.
.
.
Thanksgiving 2015 (5).
.
Por eso el lunes, que es el verdadero día de Thanksgiving canadiense, seguimos con nuestra tradición de irnos a caminar por el bosque. A veces lo hacemos en algún parque natural de Montreal y a veces nos vamos al campo. Esta vez nos fuimos a las montañas y caminamos un poquito, sí, pero también encontramos un restaurant acogedor lleno de ambiente montañés y nos metimos un atracón de comida típica quebequense. El apocalipsis..
.
.
Thanksgiving 2015 (2)
.
.
Así están ahora las montañas. Estas son unas fotos del breve momento en que no estuve masticando. De regreso a Montreal Valeria y yo nos comimos un helado de McDonalds en el carro. Fin del mundo.

……..…….

 

Nota: El lunes 19 comienza nuestro curso de marketing para proyectos creativos.  Y también son las inscripciones de l’Atelier de enero. Ojo con esas agendas! :)

 

Cómo un libro abierto

La semana pasada no fue la más fácil. Mil gracias por arroparme con todo ese apoyo y cariño. No sé si algún día voy a poder responder todos los emails. Responder emails es lo que peor se me dá en la vida. Eso y los deportes de contacto. Fueron días tan abrumadores por cosas bonitas y feas que tuve que desenchufarme del mundo por un rato  para limpiar mi mente de ruido y mi estómago de nudos. Lo que hice fue irme a la bienal de fotografía de Montreal, Le Mois de la Photo. Es un evento que ocurre cada dos años. Pasé horas metida de cabeza en galerías de arte, algunas que ni siquiera sabía que existían. Caminé como loca por la ciudad y de las veinticinco exposiciones vi diecinueve. Como resultado me enamoré más que nunca del trabajo en serie, de las colecciones de fotos que hacemos siguiendo un tema, sin importar lo difícil o fácil que sea.

BOOKS

 

Esas fotos de arriba son algunas de las que encontré este mes en La Vuelta al Mundo. Hicimos “Libros” incluyendo lectores, librerías y bibliotecas. Adoré este tema, especialmente esas fotos de momentos tranquilitos, silenciosos, concentrados   Creo que los libros son los objetos más queridos y se nota en estas fotos que despiden amor. Gracias fotógrafos!  Ya está en nuestro mural el tema nuevo y han empezado a llegar las fotos y les digo dos cosas: 1) me fascina el tema, no sé por qué no se me ocurrió antes y 2) ¡Por lo que veo no es fácil!. Tenemos en el mural un monstruo que se come las fotos que no van de acuerdo a la pauta y creo que se está dando un atragantón. Pero es muy interesante, no dejes de ir a mirar los ejemplos para ver si te dan ganas de salir con tu cámara, ¿si? ¿de acuerdo? ¿ok? ¡Perfecto!

 

Nuevo tema de octubre: el color negro. No te confundas, no son fotos en blanco y negro
Para ir al foro y a la comunidad haz click aq.
Para saber de qué se trata y animarte a participar haz click aq.
La etiqueta permanente para La Vuelta al Mundo en Instagram es #juegolvm

.

PD:  Creo que no hice énfasis suficiente en lo agradecida que estoy. Es de aquí al cielo. Soy una privilegiada. Los quiero abrazar a todos uno por uno y amapucharlos con fuerza. Como esta comunidad no hay ninguna. Otra vez GRACIAS ♥  

Festival del descaro: Plagiadores para todos los gustos

Este es el post más feo del mundo. No quiero escribirlo y lo he postergado por semanas, pero aquí estoy tac-tac-tac, tecleando para exorcizarme. Comienzo diciendo esto a modo de protesta porque detesto este post infeliz e inevitable. En él voy a hablar – otravezquéfastidio – de personajes que roban ideas, material, el trabajo de otros y lo presentan al mundo como suyo. Nada nuevo. Tedio puro. Y lo escribo por cuatro razones:

1- Porque la gente que se porta mal tiene que tener algún castigo. Así más o menos funciona la sociedad.
2- Porque mis alumnos merecen respeto.
3- Porque si me callo, siguen engañando a otras personas y soy cómplice.
4- Porque estoy hasta aquí.

 

 

Estas tres personas que voy a denunciar hoy tuvieron la inmerecidísima oportunidad de arreglar las cosas conmigo en privado, pero por esos misterios de la mente humana, decidieron, cada uno en su estilo, lanzarla por la borda. Además, me siento mal por haber pensado en arreglarlo en privado. Mucha gente me dijo esta semana que eso es incorrecto porque de esa forma permito que otros estudiantes sean estafados. Y es verdad. Me averguenzo de ser tan boba de querer evitar la denuncia pública solo porque me produce estrés y nutre el chisme. Aquí vamos.

 __________________________________________

Luisa Morón: sálvese quien pueda
En la escuela tenemos desde hace cuatro años una luz roja encendida en el nombre de Luisa Morón. Ella tiene dos sitios web: “Cocinando con mi carmela” y “Luisa Morón Fotografía”. Fue mi alumna en el 2011 e inmediatamente se puso también de profesora, pero la luz roja no es por eso, sino porque en Internet la llaman copycat y mis alumnas me cuentan cosas sobre sus cursos que no voy a repetir aquí porque no vienen al caso. Visito su web y hasta tiene mi tipografía en su slideshow. Me muestran sus clases y reconozco todas mis ideas y mis frases esparcidas aquí y allá, maquilladas, mezcladas y apenas modificadas para que nadie la pueda acusar de plagio. Pero se ve que un día tuvo un ataque de pereza y de un plumazo copió contenidos casi al calco no solo de mi curso Superstar sino del curso de Silvia Palma (Food and Cook), Arán Goyoaga (Cannelle et Vanille) y Aiala Hernando. Tres profesionales que respeto y admiro hasta el punto en que me honra haber sido plagiada junto a ellas. Con nuestro material, Luisa se armó un cursito y pensó que nadie la iba a descubrir porque obviamente todo el mundo es tonto. Pero, como siempre, la cosa se descubre y la confrontamos. Lo más feo de esta historia es que Luisa no está inscrita en mi curso Superstar, ni el de Silvia ni el de Aiala, lo que quiere decir que entra con una identidad falsa o con un cómplice. A ver, a ver … ¿Cómo se llama el que entra a tu casa escondido y se lleva cosas? Su primera respuesta fue negarlo todo, ser altiva y decirme que sus cursos vinieron primero que los míos.

Luisa viaja en el tiempo. O vive en una dimensión paralela. O es pitonisa.

  __________________________________________

Carolina Ferrer y la inspiración
Parece que a la autora del blog La Cocina de Carolina nunca le cruzó por la mente la posibilidad de que alguien reconociera que ese PDF que ella entrega tan contenta en su taller presencial es en gran parte copia textual hasta con mis imágenes de mi curso Superstar. Ni siquiera cambió mi forma no-española de hablar.  No, porque ella fue súper inteligente y, para despistar, a mis fotos les puso como fuente “Pinterest”.  Carolina (alumna de mi escuela) primero dijo que no copió mi curso, que fue otra persona cuyo nombre se reserva (!!!). Después, ante las pruebas dijo “quizá me haya inspirado en tus cursos y teorías y es cierto que he utilizado alguna fotografía tuya, pero en ningún momento estoy dando tu material como mío, eso nunca.”

Carolina solo tomó mis textos exactos y mis fotos y los entregó en un PDF a los alumnos de su taller sin pedirme permiso ni darme ningún crédito, pero no lo hizo pasar como suyo. Eso nunca.

Quiero insertar aquí mi asombro por la frecuencia con la que los plagiadores usan el eufemismo inspirarse. El enmascarado rompió la ventana, entró en la casa y se inspiró dos televisores, las joyas y el dinero.

  __________________________________________

Antonio Montávez, el inocente
Antonio tiene un sitio que se llama Imatge Creativa. El dio una presentación sobre fotografía gastronómica en el evento Barcelona Degusta* organizado por Fira Barcelona. Durante su presentación, Antonio iba mostrando imágenes en una pantalla y algunos asistentes reconocieron allí – de nuevo – mi curso Superstar. Sin cambiar ni una coma. Tomaron fotos con sus teléfonos y me las hicieron llegar. Le escribí a Antonio. ¿Su respuesta? Pidió muchas disculpas. El no sabía que el material era mío. El nunca ha hecho mis cursos. El copió el material de Carolina Ferrer.

Espera, WHAT?

Rebobino para los ojos incrédulos: Antonio se proclama inocente de plagio porque él no me plagió a mí. El solo plagió a Carolina Ferrer.

Una aspirina y un psiquiatra, por favor.

 

A los posibles abogados defensores
Si eres cuñado, tía, marido, comadre, hermana,  novio, socia o amigo o fan de Luisa, Carolina o Antonio y quieres dejarme un mensaje defendiéndolos, ten en cuenta algo: estas tres personas me han admitido ya su culpabilidad, tengo los emails. Y no hacía falta porque tengo pruebas. No gastes energías defendiendo lo indefendible. He dejado una pequeña muestra de esas pruebas en la zona de los comentarios, abajo.

.

Aquí está el email que Aiala Hernando ha enviado a su comunidad denunciado el plagio de Luisa Morón.
Y Silvia Palma lo ha denunciado en su página de Facebook.
Si conoces a alguien que haya podido estar afectado por estas personas, ya sea como alumno o como plagiado/imitado, comparte mi post. Hagamos del mundo un sitio menos corrupto.

*La gente de Barcelona Degusta respondió con rápidez mi denuncia, fueron serios, amables y han tomado cartas en el asunto.

 

6 razones para ir a Islandia en julio

He ido una sola vez en mi vida a Islandia y ahora me creo una autoridad. Julio allá es el mejor mes, estoy convencida y, aunque ese país siempre es un espectáculo, cuanto más lo pienso, más segura estoy de que julio es la cúspide. Iba mentalizada para hacer esas fotos melancólicas, moody, sombrías con tonos grises y cobrizos que había estado viendo por meses en Instagram. Pero casi todos los días Islandia brilló como una caja de creyones. Los colores allá son más saturados, más puros. Si algún día puedes ir (ojalá), voy a tratar de convencerte de ir en julio. He aquí mis seis razones:

 

1. Flora
En Islandia no hay árboles, solo algunos pequeños pinitos al noreste. Eso hace que puedas ver las formas extrañas de las montañas y volcanes como quien mira a un gato afeitado y nota cada pliegue de su piel. Los gatos afeitados son espantosos, pero Islandia sin árboles es lo más bello del mundo, sobre todo con la flora de julio.

Desde que leí Miss Rumphius de Barbara Cooney (La señorita Emilia), tengo una fijación con los lupinos. He tratado de cultivarlos en mi jardín (risas), pero bueno. Islandia estaba cubierta de lupinos, sobre todo en el sur. Se me salían los ojos. Sé que en junio aún no habían abierto y que estaban marchitos en agosto así que ¡los lupinos son en julio, señores! Ver millones de lupinos en campos de lava no es algo fácil de olvidar.
/
/
Iceland blog post¡Es vapor de pozos de aguas termales!

Iceland blog postTodo el país estaba tapizado de musgo y pequeñas florecitas silvestres al ras del suelo que se abren paso entre la lava y las cenizas. Hierbitas rojizas bordean las carreteras. El musgo verde neón crece entre las rocas volcánicas y lo usan para hacer mermeladas y tés. En un país sin árboles, el contraste entre esta alfombra vegetal y el escenario extraterrestre es precioso.
/
/
Iceland blog post

Iceland blog postTodo ese verdor que cubría grandes extensiones de colinas y praderas cuando estuvimos allí es un fenómeno efímero. El duro clima hace que la paleta cromática se reduzca a ocres, grises y negros gran parte del año. Sigue siendo un lugar increíblemente hermoso, pero diferente.

 

2. Luz
En Islandia durante verano hay casi siempre luz. Nunca se hace de noche por completo. Vi encender el alumbrado público a eso de la 1 am y a las 3 am ya salía el sol de nuevo. Y cuando el sol se oculta se queda allí cerca por lo que ves su resplandor y nunca hay oscuridad total. Los días más cortos son en junio, pero estuve dos semanas en julio y nunca estuvo oscuro.

Iceland blog post Tomé esta foto a medianoche desde la terraza de nuestro apartamento en Reykjavík. Toda mi familia dormía, pero a mí me era difícil despegar los ojos de esa vista. Si tu alojamiento no tiene cortinas gruesas y negras, necesitas usar antifaz para dormir. Es muy desorientador despertarte en medio de la noche y estar bañado de sol. No sabes si ducharte para ir a la oficina, no sabes quién eres ni dónde estás.
/
/
Iceland blog postA finales de julio, cuando ya habían pasado cinco semanas del día más corto, así era la luz a la una de la madrugada. Parecía de otro mundo. Estábamos en una casa frente a una pequeña playita al oeste de Islandia. No se ven en la foto, pero había dos cisnes negros. La casa, la playa y la escena completa eran de una película de misterio. Y Valeria, aprovechando mi sobrecogimiento, me pegó un susto mortal. Todavía me acuerdo y se me enfrían las manos. Mala.

/
Iceland blog post Los atardeceres duran horas y horas. Si te gusta la fotografía eso es celestial. Es el paraíso. En vez de correr para estar en ese lugar bonito justo a la puesta de sol, puedes ir a cinco o seis lugares bonitos porque la hora dorada es casi infinita y los colores son sublimes. Esta foto la hice en la carretera desde la ventana, en Hella, a las 11 pm. Algo que nos pasaba siempre por despistados es querer cenar y encontrar todo cerrado porque el sol no se acuesta, ¡pero los islandeses sí! El sol de medianoche nos tenía completamente confundidos.
/
/
Iceland blog postLa claridad permanente tiene la ventaja de no ir nunca al volante de noche. Eso es cómodo y seguro por razones obvias, pero en Islandia significa que no te pierdes ni un centímetro de belleza. Le dimos la vuelta al país sin haber visto (lo prometo) ni un kilómetro aburrido o regularzón. Todo fue extraordinario y pudimos verlo completo gracias a ir de día y casi siempre con buen clima. ¿Ves eso blanco e inmenso al fondo? Es el Vatnajökull, un glaciar gigantesco que nos habríamos perdido de haber niebla o noche.
/
/
3. Fauna
Islandia podrá ser misteriosa, estremecedora, inquietante, solitaria y aislada, pero donde mires hay una oveja. O un caballito. Hay grandes colonias de cisnes nadando en lagos y bahías. Soy ignorante en materia de cisnes. Durante toda mi vida tropical solo los vi en cuentos de hadas. Pensaba que eran aves de agua dulce y ver MILES de cisnes en mar fue una experiencia completamente loca. También vimos cientos y cientos de alcatraces, patos y gansos. Comunidades adorables de puffins (frailecillos atlánticos) anidados en las rocas de los acantilados. Hasta vimos un precioso zorrito ártico. Todos esos animales desaparecen del paisaje al terminar el verano. Solo quedan caballos, pero no muchos.

Iceland blog postLos caballos islandeses son únicos en el mundo. Son pequeños pero muy fuertes porque a la raza que ha sobrevivido al durísimo proceso de selección natural no le queda otro remedio.  Son amigables y se dejan acariciar. Están literalmente en todas partes.
/

Iceland blog post

Iceland blog postEstas dos fotos de ovejas las hizo Valeria. Las ovejas deambulan libres y felices por cada rincón de Islandia desde la primavera hasta el otoño. Las ves en los páramos nevados y al borde de mar, en los riscos altísimos y cruzando la carretera. Luego, siguiendo a la oveja líder, cada una regresa a las tierras de su dueño para pasar el invierno bajo techo. O para dar de comer al país, pues pescado y cordero son las principales fuentes de alimento. Tienes que ir con cuidado de no atropellarlas.
/
/
Lo que ves detrás de las ovejas es la entrada a un glaciar. Valeria va a colaborar de ahora en adelante en mi blog con sus fotos porque son maravillosas.
/

4. Arcoiris
En julio hay la mayor cantidad de días soleados y cuando hay sol aparecen los arcoiris en los campos y las cascadas. Llovizna un poquito y luego: ¡zas! espectáculo

Iceland blog postEsto es en Vík, camino a la playa Reynisfjara (de arenas negras).
/
Iceland blog postSkógafoss es una cascada de 60 metros que tiene una cueva detrás donde Þrasi Þórólfsson, el primer vikingo que llegó a Islandia, escondió un cofre con un tesoro que nadie ha podido encontrar. El arcoiris doble señala el camino al tesoro. La cascada queda en la carretera, es imposible de no ver.
/

Los arcoiris son el regalo de Islandia a los visitantes enamorados

//
5. Caminos

La razón más importante para ir en julio a Islandia es el estado de los caminos. Es un país de apenas un poquito más de 300 mil personas y hay una sola carretera principal que le da la vuelta completa. Se llama Ring Road. Para ir a muchos sitios espectaculares hay que adentrarse en caminos de tierra de distintos grados de dificultad. Los que se llaman F roads necesitan un vehículo 4×4 y alto. Durante los meses nevados (todos menos tres) muchos caminos quedan bloqueados o difíciles de transitar. Quiere decir que quizás tengas que cancelar planes o aventurarte en la oscuridad por carreteras en mal estado. Cuando comienza a subir la temperatura viene el deshielo y los cientos de ríos que bajan de los glaciares crecen cortando caminos. En julio ya la cosa se ha normalizado y todo es más fácil.
.

Ese fue el camino de tierra al regreso de Haifoss, uno de los sitios más impresionantes que vimos.

/

6. Temperatura

En Icelandia hace frío siempre. La temperatura más alta que tuvimos fue 14 grados y la más baja fue cero. El clima te cambia de un momento a otro así que es medio inútil ver el pronóstico. Ellos dicen: Bienvenido a Islandia. Si no te gusta el clima, espera 5 minutos.  Los inviernos en Icelandia no son salvajes como los de Montreal, las temperaturas son suaves,  pero como llueve, hay niebla y viento la sensación térmica se pone crítica. Ir en julio aumenta mucho las probabilidades de tener días “calientes”. No lo garantiza, eh? Algunos días estuve completamente vestida de invierno bajo mi impermeable.

Cruzamos montañas heladas en los fiordos del este en una racha de mal tiempo que duró cinco días. Pasamos mucho frío y algo de terror preocupación en los caminos de tierra por la mala visibilidad (ovejas, precipicios, hielo). Íbamos más lento que en burro.

El país es espectacular en cualquier clima, pero qué divino fue poder quitarnos las botas, los impermeables y la ropa interior térmica. Y poder sacar las cámaras sin mojarlas! Ese pueblito a lo lejos es Stykkishólmur. Un poema.

Dicho todo esto: ¡me muero ahora por ir a Islandia en invierno!
♥ 

Lo malo de julio
Es muy poquito. En julio no hay auroras boreales porque no hay noche. Además, es cuando va todo el mundo así que en vez de no ver un alma por horas, verás veinte o treinta personas en los sitios más famosos y ocho o diez vehículos más en la carretera. También es más caro en general y esto es importante porque Islandia es ca-rí-si-ma. En mi próximo post te diré mis lista de cosas favoritas de Islandia, las que me dejaron con la boca abiertas, los latidos acelerados y los suspiros incontrolables. También las cuatro cosas que me facilitaron la vida en el roadtrip.

/

¿Has ido a Islandia? ¿Está en tus planes-sueños? ¿Has ido a algún territorio nórdico? ¿O eres más de cervecitas bajo las palmeras?

Términos y condiciones de uso Política de privacidad Ayuda Contacto
 
© 2006-2015 JRV Média Inc. Diseño web Meisi
1